Almacenamiento energético, clave para el nearshoring en México

Comparte en Facebook Comparte en Twitter Comparte en Linkedin

La gran novedad empresarial y económica que abre este 2024 es la inminente llegada de decenas de empresas extranjeras bajo el modelo de nearshoring, lo que quiere decir que se instalarán plantas en México de diversos productos y servicios para acercarse al socio comercial más importante del mundo: Estados Unidos. 

Según números de la Secretaría de Economía, en el primer semestre de 2023, México acumuló una inversión cercana a los 29 mil 41 millones de dólares a partir de este modelo comercial. Para dimensionar la proporciones de este capital, un estado productivo como Monterrey produjo ganancias por 5 mil 348 millones de dólares durante 2022. 

Pero ¿qué es lo que necesitan estas empresas que vienen a México a establecerse? En primer lugar: las materias primas para realizar su trabajo, así como proveedores de distintos tipos que puedan satisfacer una demanda que podría dejar una derrama económica que lleve al país a una de mayor abundancia económica. 

Ualá Bis calcula que cada empresa que llegue al país necesitará alrededor de 150 proveedores locales. Estos negocios mexicanos, que pueden ser de casi todos los tamaños, necesitarán cumplir con las más estrictas normativas de calidad y profesionalismo, que incluirán también parámetros medioambientales. 

Este último punto es de vital importancia para el mercado mexicano. En ese sentido el consumo energético es uno de los puntos a los que más le están poniendo atención estas empresas a su llegada al país. Por ello algunas de las soluciones que ya se están implementando en México son el uso de paneles solares para mejorar el rendimiento energético de edificios y plantas industriales. 

Otra de las opciones más innovadoras en este aspecto es el Battery Energy Storage System (BESS) con baterías de ion litio inteligentes, que en México son instaladas por Quartux, empresa pionera de esta tecnología en el país. Estas baterías industriales de litio son instaladas en inmuebles industriales como plantas de diversos sectores para regular la energía eléctrica, aprovechando los horarios en los que esta es más barata, ya que suelen aumentar los precios conforme más se satura la red de la CFE. 

De esta forma, el sistema de almacenamiento de energía proporcionado por Quartux puede proteger a edificios industriales de apagones y reducir drásticamente las emisiones de carbono, además de generar ahorros hasta por un 40% sobre el recibo de luz, lo que puede traducirse en decenas de miles de pesos. 

No hay que olvidar que una empresa que entienda las nuevas necesidades del mercado en materia de ahorro y almacenamiento de energía, así como de capacitación y reciclaje, tendrá todas las de ganar para ser un cliente potencial de las empresas extranjeras que se establezcan en el país. Es una oportunidad para el sector industrial de modernizar sus sistemas de eficiencia energética con tecnología como la de Quartux, pues es la llave para un pronto crecimiento exponencial de los negocios nacionales. 

Últimas noticias

Aggreko prueba un generador de hidrógeno y una batería de celda híbrida

La Evolución del Regulador

Escuelas solares: Inversión para el desarrollo energético sustentable.

La metamorfosis de la deuda pública de México