Comercio mundial de GNL aumenta 6% durante 2021; Shell estima que para 2040 se superen los 700 millones de toneladas al año

Comparte en Facebook Comparte en Twitter Comparte en Linkedin

La creciente demanda del Gas Natural Licuado (GNL), combinada con las limitaciones de suministro, hizo que los precios del gas y del GNL se mantuvieran volátiles durante todo el 2021. Los precios alcanzaron niveles récord en octubre de ese año cuando Europa, con niveles de almacenamiento históricamente bajos, luchó por asegurar los cargamentos de GNL para satisfacer la demanda esperada de gas de invierno.

La volatilidad enfatiza la necesidad de un enfoque más estratégico para asegurar un suministro de gas confiable y flexible en el futuro para evitar la exposición a picos de precios. Se prevé que surja una brecha entre la oferta y la demanda de GNL a mediados de la década de 2020 y centra la atención en la necesidad de una mayor inversión para aumentar la oferta y satisfacer la creciente demanda de GNL, especialmente en Asia.

“El año pasado demostró cuán cruciales son el gas y el GNL para proporcionar a las comunidades de todo el mundo la energía que necesitan mientras se esfuerzan por volver a la normalidad tras las dificultades causadas por la pandemia de COVID-19”. dijo Wael Sawan, Director de soluciones integradas de gas, renovables y energía de Shell.

“A medida que los países desarrollen sistemas de energía bajos en carbono y persigan objetivos de emisiones netas cero, centrarse en formas más limpias de gas y medidas de descarbonización ayudarán a que el GNL siga siendo una fuente de energía confiable y flexible en las próximas décadas”.

Las exportaciones de GNL crecieron 6 por ciento durante 2021, al pasar a 380 millones de toneladas anuales, a pesar de una serie de cortes inesperados que mellaron el GNL disponible para entrega. Estados Unidos lideró el crecimiento de las exportaciones con un aumento interanual de 24 millones de toneladas y se espera que se convierta en el mayor exportador de GNL del mundo en 2022.

China y Corea del Sur lideraron el crecimiento de la demanda de GNL en 2021. China aumentó sus importaciones de GNL en 12 millones de toneladas a 79 millones de toneladas, superando a Japón para convertirse en el mayor importador de GNL del mundo.

Durante 2021, los compradores chinos de GNL firmaron contratos a largo plazo por más de 20 millones de toneladas al año, lo que indica un papel continuo para el GNL en el cambio de carbón a gas en sectores clave y ayuda a alcanzar su ambición de ser neutral en carbono para 2060.

En general, se espera que la demanda mundial de GNL supere los 700 millones de toneladas al año para 2040, un aumento del 90 % con respecto a la demanda de 2021. Se espera que Asia consuma la mayor parte de este crecimiento a medida que disminuya la producción doméstica de gas, crezcan las economías regionales y el GNL reemplace las fuentes de energía con mayores emisiones, lo que ayudará a abordar las preocupaciones sobre la calidad del aire y a avanzar hacia los objetivos de emisiones de carbono.

El GNL tiene un papel clave que desempeñar para promover el uso de energías renovables y como respaldo en caso de suministro intermitente. Brasil, por ejemplo, triplicó las importaciones de GNL durante 2021, a más de 7 millones de toneladas, ya que el clima seco persistente condujo a una generación de energía hidroeléctrica más débil.

Los esfuerzos exitosos para reducir las emisiones de gas natural y desarrollar vías más limpias reforzarán este papel. Durante 2021, cobró impulso la descarbonización de la cadena de valor del GNL con varios anuncios sobre inversiones para abordar las emisiones.

Últimas noticias

Aggreko prueba un generador de hidrógeno y una batería de celda híbrida

Lentitud para permisos ‘ahorca’ a gasolineros

Producción de los contratos de hidrocarburos alcanza los 101 mil barriles diarios

Captación de agua de lluvia, solución ante sequía provocada por el cambio climático