El cambio climático ¿Qué acordó México?

Comparte en Facebook Comparte en Twitter Comparte en Linkedin

Por Ramses Pech

En el mundo existe desde el 2015 el acuerdo de PARÍS, cuyo objetivo es limitar el calentamiento global a no más de 2 grados centígrados, y mitigar los gases de efecto invernadero.

Al final de la firma del acuerdo, fue suscrito que cada país tendría que crear un documento llamado: “Las contribuciones determinadas a nivel nacional (NDC por sus siglas en inglés). El objetivo es encarnar los esfuerzos de cada nación para reducir las emisiones nacionales y adaptarse a los efectos del cambio climático.

En México el Primer NDC, fue entregado el 20 de septiembre del 2016, y fue actualizado hasta el 29 de diciembre del 2020. Es importante destacar que uno de los acuerdos suscritos en cada NDC de cada país, contempla la calidad de aire para los seres vivos, debido a que afecta en forma directa el desarrollo físico y químico de cada uno de los que habitan en el planeta. Siendo el más afectado el ser humano al ligarlo al crecimiento económico y social.

Los NDC que México documento, establecen dos componentes de compromisos:

No condicionados. Serán implementados con recursos propios del país. Cuyo objetivo son: reducir el 22% de las emisiones de Gases de Efecto Invernadero (GEI) y 51% de las emisiones de carbono negro (CN) al año 2030 respecto al escenario tendencial (business-as-usual, BAU – como de costumbre).

Condicionados. Requerirán del apoyo de instrumentos financieros, técnicos, tecnológicos y de fortalecimiento de capacidades que el mundo pueda proporcionar, y que aceleren la ejecución de acciones de mitigación en el territorio nacional. El objetivo será: reducir hasta en un 36% las emisiones de GEI y 70% CN al año 2030 respecto al escenario BAU.

Para lograrlo hay que comprender que los compromisos no condicionados es el objetivo de la nación con dinero propio que serán aplicados en ciertos sectores del desarrollo económico y social, y pueden reducir una mayor el porcentaje de GEI -CN siempre, y cuando haya apoyos financieros para México de la comunidad mundial.

Fuente: NDC México. https://www4.unfccc.int/sites/ndcstaging/PublishedDocuments/Mexico%20First/NDC-Esp-30Dic.pdf

El periodo de implementación de la NDC es de 2020 a 2030 y se consideran las políticas implementadas con base en la información disponible en el año 2013. El escenario tendencial proyectado al 2030, sin intervención de política de mitigación se cuantificó en 991 Millones de toneladas de CO2 equivalente (MtCO2e) como punto de referencia para 2030, es lo máximo que debemos emitir en México para ese año.

Representan dejar de emitir 210 MtCO2e al final del periodo de implementación en la parte de compromisos no condicionados, y en el caso de tener el soporte mundial reducir en 137 MtCO2e en los condicionados.

México se encuentra entre los 20 países más emisores de los 195 considerados por las Naciones Unidas. En el documento entregado México dice que para poder cumplir “Por ello, el Gobierno de México reitera el llamado a la comunidad internacional a adoptar en la Conferencia de las Partes, las reglas necesarias para hacer este mecanismo operativo y, permitir con ello la cooperación internacional costo-efectiva para lograr una mayor participación del sector privado en la mitigación global.”

En la actualización del Inventario Nacional de Emisiones de Gases y Compuestos de Efecto Invernadero (INEGYCEI) 1990-2017, las emisiones crecieron 65%, a un ritmo anual de 1.9%.
Con este plan presentado actualizado espera podría ser de la siguiente forma a las emisiones de CO2:


Fuente: INECC. USCUSS a actividad económica prospectiva del sector Uso de Suelo, Cambio de Uso de Suelo y Silvicultura.

Para poder cumplir lo de la tabla, se realizaron las siguientes implementaciones en cada uno de ellos.

Transporte: Centrado en fortalecimiento de la normativa aplicable a vehículos automotores, el impulso a sistemas alternativos de transporte, el fomento de programas de transporte limpio, el desarrollo e implementación de la Estrategia Nacional de Movilidad Eléctrica y una planeación urbana orientada a sistemas de transporte público eficiente.

Generación Eléctrica: Incrementara la participación de energías limpias en la red eléctrica nacional, el fortalecimiento y la optimización de la infraestructura eléctrica y el fomento de tecnologías innovadoras en los ámbitos de almacenamiento y de redes inteligentes.

Residencial y Comercial: Implementación por medio de una eficiencia energética, mejores prácticas en construcciones nuevas y renovaciones, como sería el fortalecimiento de la generación distribuida.

Petróleo y gas: La optimización de los procesos de los sistemas de refinación y procesamiento, así como la implementación de la Política de Reducción de Emisiones de Metano.

Industrial: Fomentar la economía circular, al reconocer las externalidades de los procesos empleados y a la vez optimizando el uso de insumos y de energía requeridos.

Agricultura y ganadería: Basado en las mejores prácticas agrícolas y de conservación, el fomento de sistemas agroforestales y agroecológicos, la reducción de las quemas agropecuarias y la promoción de tecnologías de biodigestores para el uso sustentable de desechos animales.

Residuos: Implementación en el tratamiento de aguas residuales tanto municipales como industriales, así como otras actividades relacionadas a su disposición final, reaprovechamiento, reciclaje, compostaje y biodigestión.

Uso de suelo: Fortalecimiento de la estrategia hacia la tasa cero de deforestación neta, la cual se logrará bajo la Estrategia Nacional de Reducción de Emisiones por Deforestación y Degradación Forestal, principalmente en áreas protegidas.

Hoy la calidad de vida de los seres vivos, ante los cambios acontecidos por la pandemia, hacen como primordial mejorar la calidad del aire, no prohibiendo la utilización, si no mejorando la combustión, captura y monitoreo de los gases resultantes, para no afectar el % de oxígeno en él.

Nuestras empresas productivas del estado tendrán presupuesto para contemplar este cambio en el rubro de la mitigación de los gases de efecto invernadero o cambio climático, empresas como PEMEX, Valero, Shell, BP, Aramco, GE, Tesco, son parte de Climate action +100.
https://www.climateaction100.org/whos-involved/companies/page/5/

Estamos comprometidos con el mundo hoy, pero lo estamos con nosotros mismos.

Últimas noticias

Llega la Fórmula E a México, plataforma para la movilidad eléctrica

México, una oportunidad de largo plazo para refinadores norteamericanos: OPIS

Falso que se vayan a registrar apagones: MANUEL BARTLETT