Es necesaria una digitalización de la cadena de suministro: LGS International

Comparte en Facebook Comparte en Twitter Comparte en Linkedin

La digitalización consiste en un cambio de modelo transversal de cualquier organización, sin embargo, la tecnología por sí sola no es la solución, las empresas deben transformar su negocio y contar con una adecuada estrategia digital, metodologías de implantación ya probadas, un sistema efectivo que mida el desempeño de la misma, personas con las capacidades necesarias para estas tareas y una adecuada gestión que cambie la cultura de la organización.

Estas necesidades, se trasladan también, a una urgente transformación de la cadena de suministro, porque ya no es más un proceso lineal, enfocado en realizar y cumplir con pedidos requeridos por un cliente que se encontraba situado al final de su proceso de operación, hoy en día, consiste en un proceso circular, situando al consumidor al centro de sus operaciones.

Una cadena de suministro global, permite tener un conjunto de procesos interconectados entre sí que trabajan en torno al cliente, este suministro se encuentra conectado a internet y no trabaja con un solo canal de compra en específico.

Como parte de este push para la competencia del mercado, se tienen nuevas tecnologías que han continuado creciendo de forma rápida, como ejemplo, ha habido un gran progreso en el uso de la tecnología blockchain y de navegación autónoma.

Los procesos de la cadena de suministro digital parten de cuatro grandes pilares: la industria 4.0la digitalización de procesos, la visibilidad en tiempo real y los sistemas de planificación digitales.

“La digitalización elimina las barreras entre procesos y permite que la cadena de suministro se convierta en un sistema integrado y transparente para todos los participantes; desde los proveedores de materias primas hasta los fabricantes de productos terminados o clientes, en donde la cadena se encuentra conectada y funcionando”, señaló Diego Ocampo, cofundador de LGS International. 

Otra vertiente contempla el mejoramiento de las empresas navieras, donde es indispensable lograr una cadena de suministro digital para agilizar los procesos y satisfacer las demandas de los clientes del mercado.

El beneficio central de la digitalización es que permiten que durante la logística del proceso de logística y navegación se tenga plena visibilidad, velocidad y variabilidad. Las tres en conjunto generan ventajas competitivas ya que la digitalización ha generado una variación en las operaciones tradicionales de las cadenas de suministro. 

Por esta razón, las compañías buscan involucrarse cada vez más con servicios que estén basados en la inmediatez de la información, que permita agilizar la comunicación, los procesos y por ende los resultados. 

“Estas acciones muestran un patrón en el que tres de las principales empresas navieras del mundo decidieron acabar con la experimentación digital a pequeña escala. En cambio, están mostrando que ya es momento de movernos hacia soluciones globales”. Diego Ocampo, cofundador de LGS International. 

Las empresas navieras son una de las industrias más tradicionales que existen en el rubro del mundo de los negocios, pero lentamente han empezado a mirar hacia las nuevas tecnologías para poder mantenerse al día con las necesidades del mercado. Hoy se ha llegado al punto en el que las 3 navieras más importantes a nivel mundial, se han unido con el objetivo de lograr un aceleramiento en la transformación digital para los procesos de  logística internacional.

Se busca lograr una revolución digital en la industria. Por tanto, se han enfocado en lograr asociaciones que les ayuden a mejorar el proceso para la transformación y poder estandarizar la comunicación de la data, o incluso invertir en freight forwarders digitales.

Últimas noticias

Aggreko prueba un generador de hidrógeno y una batería de celda híbrida

La Evolución del Regulador

Escuelas solares: Inversión para el desarrollo energético sustentable.

La metamorfosis de la deuda pública de México