Por un futuro sustentable

Comparte en Facebook Comparte en Twitter Comparte en Linkedin

En busca de nuevas maneras para comunicar el amplio espectro de herramientas con las que cuenta y adaptándose a los nuevos y exigentes requerimientos de la industria en general, SLB (antes llamada Schlumberger), decidió hacer un rebranding, “porque la energía no es solamente petróleo, es todo lo que nos ayuda a producirla y como empresa vimos la necesidad de mostrar todo lo que hacemos. Porque muchas veces a una compañía como nosotros, la encasillan en un espacio, que si bien es nuestro negocio principal, hoy en día SLB es mucho más que eso, somos una empresa de tecnología con la visión de un futuro energético descarbonizado”, aseguró Javier Robalino, Director Comercial de SLB México y Centroamérica.

Texto: Matilde Morales Betancourt/Fotos: Cortesía

Un nuevo nombre que no cambia mucho para la marca, porque SLB son las siglas por las cuales la compañía es identificada en la bolsa de valores en Estados Unidos. “La identidad es la misma, sólo que ahora queremos proyectar a la sociedad todo lo que hacemos en el aspecto de energía”.

En cuanto al logo, donde aparece la curva hacia el NetZero, Robalino explicó que la primera se relaciona a lo que como humanidad necesitamos hacer para reducir nuestra huella de carbono hacia 2050. “Y en la parte de reducción y captura tenemos tecnología de punta. Así que el rebranding nos permite mostrar el espectro en el
que trabajamos”.

El cambio se ha visto con muy buenos ojos, porque aportan su grano de arena para cambiar la percepción que se tiene de la industria, así como sumar para lograr una adecuada transición energética.

Sostenibilidad

En cuanto al tema de la sustentabilidad, SLB trabaja en varias líneas. “Nuestros clientes pueden estar seguros sobre nuestro compromiso de desempeño con el objetivo de hacer la industria energética más sostenible. Además, que SLB contribuye al objetivo del país: la independencia energética”.

“Si produces gas con menor huella de carbono y ojalá llegues a NetZero con esa producción, pues empezamos a romper el paradigma, lo cual es posible, lo hemos demostrado con nuestro socio principal, que pasan a perforar pozos de 200 a 120 días. De 70 a 20 días. Esas acciones de por sí son una reducción de carbono increíble. Antes tenías generadores prendidos por 200 días, ahora lo tienes sólo por 100 para el mismo resultado. Lo que implica una reducción gigantesca”. Internamente, SLB también está tomando acciones.

”Consolidamos nuestra base operativa, lo que implica reducción. El Covid nos enseñó que podemos trabajar a distancia, entonces ya no vamos todos los días a la oficina. Instalamos paneles en nuestra base principal en Villahermosa y allí además reciclamos el agua, la tratamos y la volvemos a utilizar. Todo eso va sumando y contribuye, porque esas acciones ayudan mucho en la reducción de emisiones de carbono. El año anterior plantamos un árbol por cada uno de los 3 mil empleados en todo México. Son esfuerzos unidos, pequeñas acciones que están relacionadas con este cambio de mentalidad”.

Desempeño como valor

Igualmente, Robalino especifica que estas acciones aseguran un futuro mejor para las nuevas generaciones. “Suena muy fácil, pero es más fácil cuando cobras por día y no por desempeño. Tanto para empleado como para contratista. Hemos logrado que eso mejore y estamos ayudando a reducir la curva de perforación de pozos. Siempre lo hemos hecho, lo que pasa es que ahora se hace un poco más visible. Eso es desempeño. Así que tanto interna como externamente hemos encontrado el balance para seguir empujando el desempeño y que sea la base del crecimiento de la empresa y de las personas que la integran”.

SLB siempre evoluciona y cuenta con nuevas tecnologías de las cuales, en lo que va del año, 32 de ellas se han usado en México, destaca el trabajo con sus clientes para definir los mejores prospectos tanto para perforación como intervención.

“Lo hacemos de manera ordenada, con equipos que intervienen al mismo tiempo, para reducir tiempos y lograr el objetivo, incorporando modelos matemáticos con inteligencia artificial para hacer esas evaluaciones. Al final del día, si logras una mejor certidumbre en cualquiera de estas actividades, obviamente impactas todas las cadenas de valor”.

El Directivo también mencionó la tecnología que ayuda a cementar los pozos, sin utilizar cemento. “Actúa como cemento pero no lo es como tal. Esto es muy importante para nosotros, porque normalmente cuando perforas una sección del pozo, tienes que cementar la parte anular para que el revestimiento quede bien”. Eso involucra una gran cantidad de cemento y para nadie es un secreto que uno de los productos que más genera CO2 en su fabricación es el cemento. “Entonces si logro disminuir la cantidad de cemento necesario para tener el mismo proceso, ya se empieza a descarbonizar”.

Esas son sólo algunas de las acciones que la empresa lleva a cabo y sigue el trabajo con sus clientes para ver cómo mejorar. “La actividad la vemos muy estable este y el próximo año. A nivel de nuestros clientes, tanto nuestro cliente principal como con los clientes nacionales e internacionales, se viene mucho trabajo, estamos en un año muy interesante y vemos un gran futuro y posibilidades de crecimiento. Si a eso le sumamos todos los proyectos de sustentabilidad que tenemos y la colaboración con nuestros clientes, nos deja muy optimistas y listos para seguir creciendo con México”.

Últimas noticias

Aggreko prueba un generador de hidrógeno y una batería de celda híbrida

EE.UU. y Canadá actualizan tratado para mejorar generación hidroeléctrica

Donald Trump

Donald Trump sufre atentado en Pensilvania y resulta herido

Hackean AT&T: roban registros de casi todos sus clientes