¿Qué es el consumo vampiro y por qué debo evitarlo en casa?

Comparte en Facebook Comparte en Twitter Comparte en Linkedin

• El consumo vampiro podría representar hasta el 10% del gasto eléctrico de los  hogares. 

• Una consola de videojuegos al estar enchufada (incluso apagada) consume  1w. En standby puede elevarse hasta a 23.3w. 

• Los hogares mexicanos gastan, en promedio, 507 pesos al mes en electricidad  y combustibles. 

Ciudad de México, 30 de agosto de 2022 – El llamado ‘consumo vampiro’ se refiere a la conexión  permanente de aparatos electrónicos que, aunque no estés usando o no estén aparentemente  encendidos, generan un consumo activo de energía que podría representar hasta el 10% del gasto  eléctrico de los hogares. En ese sentido, este concepto es más común de lo que se piensa y más  desconocido de lo que se quisiera. 

¿Por qué ocurre esto? 

Todos los aparatos electrónicos utilizan un transformador interno para convertir la corriente alterna en  continua de bajo nivel de voltaje (3,6,9 o 12 V). La mayoría de estos equipos son operados a control  remoto o por botones digitales; por esta razón, los transformadores utilizados en los equipos  electrónicos de última generación permanecen conectados a la red eléctrica.  

Antes de la era digital, por ejemplo, los equipos eran análogos, es decir que tenían un dispositivo de  desconexión manual o electromecánico. Por lo cual, no producían este consumo pasivo, “fantasma”,  “vampiro”, etc., de energía eléctrica.  

Consecuencias para el ambiente  

Ahora bien, esta energía de reserva contribuye al aumento de emisiones de dióxido de carbono debido  al desperdicio o gasto energético subutilizado que, si se sumara a razón de los millones de hogares de  las ciudades, daría como resultado cifras superlativas que ya no podrían considerarse como un impacto  menor al ambiente.  

Entre los aparatos más comunes que generan un consumo vampiro se encuentran: los cargadores que  se dejan enchufados, las pantallas de televisión, microondas, cafeteras, aires acondicionados, equipos  de cómputo, consolas de videojuegos, entre otros. Por su parte, las instalaciones deterioradas, además  de ser un riesgo en los hogares, aumentan el gasto de electricidad por las fugas que su mal  funcionamiento generan.  

“Los equipos de cómputo, incluso estando apagados pueden consumir hasta 8.9w por hora al estar  enchufados. En modo sleep o en hibernación, esto puede elevarse hasta a 15.7w. En tanto, una consola  de videojuegos, incluso apagada, al estar enchufada consume 1w. En standby puede elevarse hasta a  23.3w. Por el estilo, hay varios electrodomésticos que sin que lo percibamos están consumiendo  energía de manera permanente”, señala Joaquín Suárez, Líder de producto de Secure Power para  Schneider Electric en México, Centroamérica y Miami. 

De tal manera, el consumo vampiro puede ser un problema doméstico e incluso industrial que debe  autorregularse para evitar de manera directa la subutilización de la energía y el aumento de la huella  de carbono. 

Page | 1 

Schneider Electric contacto de prensa – Pamela Torres, teléfono: 55 8054 7937; pamela.torres@se.com Agencia RP Schneider Electric – César Reveles, teléfono: 55 3909 3313 Internal ; cra@proa.structura.com.mx 

Efectos en el gasto 

Además el evitar este consumo “vampiro”, provoca el ahorro de recursos económicos en los hogares  pues, de acuerdo con la última Encuesta Nacional de Ingresos y Gastos de los Hogares (ENIGH), los  hogares mexicanos gastan, en promedio, 507 pesos al mes en electricidad y combustibles. Lo que, a  su vez, de acuerdo con el estudio, representa, al menos, el 5% de los pagos que realiza un hogar  mexicano al mes.  

En adición, un estudio reciente publicado en la Revista del Consumidor de la Profeco señala que un  hogar en México puede ahorrarse hasta mil pesos al año si evita el consumo vampiro de sus  electrodomésticos. Según información del Fideicomiso para el Ahorro de Energía Eléctrica (FIDE),  actualizada a noviembre de 2021, los aparatos que gastan más en energía en los hogares mexicanos  (en de sus horas de ‘reposo’) son: las calefacciones, las pantallas, los hornos de microondas y las  computadoras. El tener estos aparatos conectados las 24 horas puede generar la energía equivalente  a tener un foco de 60 watts encendido todos los días, lo cual se reflejará en el recibo de luz.  

Recomendaciones para evitar el consumo vampiro 

1. Identifica cuáles de los electrodomésticos que se han mencionado tienes en casa y  desconéctalos cuando no estén en uso.  

2. Al momento de adquirir un nuevo electrodoméstico, busca los de mayor eficiencia energética,  también conocidos como categoría A. 

3. Utiliza multicontactos (barras de supresión de picos) con interruptores para poder apagar los  equipos que no se usen de manera continua. 

4. Utiliza la línea de Dimmer de Schneider Electric, con la cual puedes tener la cantidad de luz  que requieres o simplemente apagarlos. 

5. Utiliza la gama KNX de Schneider Electric que reúne los requisitos para cumplir con la  clasificación de Rendimiento Energético más alta para la automatización de edificios. Esto  significa que KNX es idóneo para satisfacer las necesidades de ajuste de consumo energético  para edificios, además de que permite un ahorro energético hasta un 50%. 

Prevenir la subutilización de la energía en tu hogar, además de contribuir con la reducción del impacto  ambiental, le ofrecerá a tu familia mayor seguridad, ahorro y sostenibilidad. 

Schneider Electric ofrece una amplia gama de productos y servicios para evitar los efectos negativos  del consumo vampiro, mismos que puedes consultar a detalle aquí. ¿Te gustaría saber qué riesgos podría tener tu hogar por consumos de reserva o instalaciones  deterioradas? Chécalo aquí

Últimas noticias

Aggreko prueba un generador de hidrógeno y una batería de celda híbrida

Inscripción para el Emerson Exchange 2022 abierta Conferencia de líderes de automatización

Gestión eficiente del agua al alcance con el servicio integral de Wavin Water Network Management

Empresas globales y ONGs piden un ambicioso tratado mundial para acabar con la contaminación por plásticos