Tendencias de consumo 2024: Metaverso, tecnología y sostenibilidad

Comparte en Facebook Comparte en Twitter Comparte en Linkedin

Se espera que durante 2024, el consumo de bienes y servicios continúe incrementando, pues tras estimaciones del INEGI de hasta 6.5% de crecimiento  en el país, se espera que el sector continúe a la alza durante los próximos meses.  Este crecimiento va relacionado con su evolución en nuevos mercados con nuevas necesidades, tal como es el caso en México frente a públicos más jóvenes.

Las tendencias de consumo y su crecimiento apuntan a que las empresas deben realizar dos cosas: aprender y equilibrar con el propósito de atender los nuevos requerimientos y sobre todo adaptarse a tendencias disruptivas, nuevas tecnologías y mayores requerimientos ambientales para mantenerse relevantes en un mercado que espera cambios estructurales importantes. 

De acuerdo con Adriana Pulido, CEO de ILUNKA, Estrategia Sustentable, y experta en sostenibilidad y consumo responsable, “En la actualidad, la única constante es el cambio y el consumo no es ajeno a ello. Los compradores están comenzando a comprender que sus requerimientos tienen un impacto real en el mundo. En nuestro país, 6 de cada 10 compradores ya están comprometidos con las compras sostenibles (Zinklar, plataforma de investigación), motivo por el cual las tendencias enfocadas a la tecnología o al medio ambiente están tomando mayor fuerza para marcar el camino que seguirá el consumo del futuro en un mundo que busca adaptarse”.

Según datos de la experta, el consumo continuará atravesando un periodo de cambios para hacer frente a las necesidades individuales y colectivas de las y los mexicanos, por lo que las compañías deben estar listas y  adelantarse a las tendencias esperadas para 2024, entre las que se encuentran: 

  • Consumo sustentable: Los datos indican que las compras sostenibles llegaron para hacer frente a una preocupación social: el medio ambiente. La sostenibilidad en el consumo debe ser un compromiso compartido entre sociedad, gobierno y empresas, mediante el impulso de prácticas éticas, la reestructuración de la cadena de producción, el apego a las nuevas normativas de economía circular, las cuales están creciendo en México, y también la aplicación de criterios ESG en las áreas clave de la empresa, pues esto asegura una gestión estratégica y con visión sostenible, comenta Pulido.

En México, el 67% de las personas se declara comprometida con la sostenibilidad, mientras que 77% espera que las empresas sean más transparentes respecto a sus prácticas de responsabilidad (Zinklar).

  • Metaverso y optimismo tecnológico: La aplicación tecnológica y de nuevas “realidades” digitales sigue siendo una de las tendencias en crecimiento rumbo a 2024. La creación de espacios virtuales, integración de nuevos métodos de pago, así como la digitalización total o híbrida de las operaciones ha hecho que los compradores encuentren en el mundo tech nuevas maneras de acceder a los negocios de manera controlada por ellos y siempre actualizados, facilitando la manera de atender sus necesidades sociales y de consumo. La apuesta por factores como el tecnológico continuará creciendo debido a su factibilidad para generar puentes de conexión entre el mundo virtual y los canales de compra, así como su uso para eficientar procesos y hacerlos más amigables con el medio ambiente, pues la tecnología también es sostenibilidad. 
  • Compras locales: Dentro del contexto de la sostenibilidad, también podemos encontrar que durante los próximos años, el consumo local continuará ganando terreno frente a las marcas multinacionales, pues los consumidores están comenzando a investigar y buscar opciones que satisfagan sus necesidades con menos impacto socioambiental como el generado por algunos procesos de distribución.  De acuerdo con la experta, este se trata de un mercado en crecimiento frente a una mayor adaptación con las necesidades del entorno social. 
  • Empresas con emoción: De acuerdo con Kantar, las marcas que le “hablan” a las emociones tienen 7 veces más oportunidad de ser compradas, por lo que el futuro del consumo indica que las personas desean generar conexiones auténticas con las marcas y productos que van a consumir. Las emociones, honestidad y transparencia, así como un entendimiento profundo del comprador jugarán un papel fundamental en la comunicación de las compañías.

“El panorama económico vive una época retadora donde las compañías deben conocer su entorno y públicos con la finalidad de adaptar y agilizar las estrategias de sostenibilidad y tecnología que los mantengan a la vanguardia y como parte activa del futuro de la industria en la próxima década”, concluye Adriana. 

Últimas noticias

Aggreko prueba un generador de hidrógeno y una batería de celda híbrida

EE.UU. y Canadá actualizan tratado para mejorar generación hidroeléctrica

Donald Trump

Donald Trump sufre atentado en Pensilvania y resulta herido

Hackean AT&T: roban registros de casi todos sus clientes